Demanda contra Ayuntamiento

Demanda contra AyuntamientoEmpleados despedidos irán a los tribunales laborales / Evidente venganza de la alcaldesa panista y traición del líder sindical / “No denuncien, acepten el finiquito a ver si les recontratan o reinstalan”, sugirió Alfredo Bonilla / Rechazan a ex trabajadores al querer entrar a la Comuna, un edificio público
CAMPECHE, Cam., 16 de agosto.- De los cerca de 100 trabajadores de la subdirección de Aseo Urbano del Ayuntamiento que fueron objeto de arteros despidos ayer, por traiciones de la Alcaldesa, Servicios Públicos y Sindicato, solo cuatro o seis de ellos presentarán demanda laboral, según informó uno de los afectados.
Alrededor de quince de ellos acudieron ayer al Sindicato, pero no dialogaron con el secretario general, quien los evadió por segundo día consecutivo, aunque a diferencia de anteayer, ayer ni siquiera pudieron hablar con él.
En junta privada, luego de esperar por casi cuatro horas al dirigente sindical, este habría solicitado a los trabajadores no demandar y aceptar su liquidación, con la esperanza de una recontratación cuando la empresa Red Ambiental ya esté “asentada”.
En su mayoría habrían aceptado lo sugerido por el dirigente sindical, pero hoy unos pocos y por separado acudieron de nuevo en busca de una inmediata reinstalación, aunque solo de cuatro a seis se mantuvieron en su postura de no aceptar ningún finiquito, solo la reinstalación o su indemnización, “por despido injusto”, apuntó Martín Puga.
“Vamos a poner demanda laboral, pero solo somos como cuatro o seis compañeros, los demás, desgraciadamente ya aceptaron su finiquito y ya no podemos hacer nada; ellos no van a hacer nada. Pero nosotros no hemos aceptado nada”.
El trabajador comentó que como resultado de su entrevista ayer con Alfredo Bonilla, quien sugirió a los despedidos aceptar sus finiquitos contrario a lo que declaró ayer ante la prensa, hoy se presentaron de nuevo en su centro laboral, cuatro que no aceptaron su liquidación por “renuncia voluntaria”.
Bonilla nos dijo (ayer): Ustedes preséntense hoy como si nada hubiera pasado a trabajar. Así lo hicimos. Hoy nos presentamos a trabajar, pero nos rechazaron; nos dijeron: “Con ustedes nada”. No sabemos qué tratos hizo Bonilla, pero él nos dijo que nosotros cuatro, que fuimos los que no aceptamos los finiquitos, regresáramos hoy a trabajar, pero no nos dejaron trabajar, volvieron a decirnos que estábamos despedidos.
Puga señaló que fue por lo anterior que se decidieron a la demanda laboral contra el Ayuntamiento de Campeche y será el padre de los Potenciano quien les llevaría el caso.
El despedido también consideró que, “sí nos quiso ayudar Bonilla, pero sentimos que nuestro caso se le salió de las manos, y solo pudo defender los derechos de los de base, pues mientras estaba ocupado en el plantón, a nosotros los eventuales nos cortaban las cabezas”.
“Pues para qué más que la verdad, el Sindicato prefiere defender a los basificados que a los eventuales”.
Ellos son los que apoyan al dirigente en las movilizaciones, pero también nosotros lo hacemos porque son para recibir beneficios laborales; esto es solo cuando nos invitan también; los eventuales vamos a los movimientos donde nos invitan, pero mientras, son los que más trabajamos y desquitamos las horas extras.
Mañana, reiteró, temprano iremos a poner la denuncia en la Junta Local de Conciliación y Arbitraje (JLCA), precisó este trabajador y que ya no esperarán nada del dirigente Bonilla, pues ayer lo esperaron también hasta casi las dos de la tarde, para comunicarle que no los dejaron trabajar y no llegó “y nosotros ya nos vamos a poner mañana nuestra demanda laboral”.
Estamos convencidos de que vamos a ganar la demanda legal comentó Martín Puga, quien precisó que ayer temprano, dos de ellos, fueron a intentar hablar con la alcaldesa, Beatriz Sélem Trueba, para pedirle una explicación de sus despidos, cuando lo que se debería hacer es contratar más personal porque hace falta.
“Pero , no nos dejaron ni siquiera pasar al edificio del Palacio Municipal, a pesar de que es un edificio público, es de todo el pueblo, de los ciudadanos”.
Ayer, el síndico jurídico, Rafael Fernández Martínez se hizo “ojo de hormiga” y ni sus luces se le vieron en la oficina de Regidores donde habitualmente acude antes del mediodía y aún no aclara su papel como representante laboral del Ayuntamiento, cuando su tarea como síndico jurídico es intervenir en los asuntos que se toman en el seno del Cabildo y no fungir como abogado laboral de la administración que encabeza Beatriz Sélem Trueba.
La edil, ante lo impopular de los despidos para no afectarlos, evitó involucrar a alguno de sus colaboradores, ni siquiera a su Departamento Jurídico, que es el facultado para estos casos, sino prefirió utilizar como su abogado litigante al síndico jurídico, conocido como funcionario de la Profepa, cargo al que en su momento aseguró renunció para ser Regidor-síndico, Rafael Fernández Martínez, también ex presidente del Comité Municipal del PAN.
El trabajador insistió en que fue una venganza de “Bety” Sélem pero que “también es parte de la privatización”, pues la empresa Red Ambiental, que ahora va a recoger la basura va a traer a su propia gente.
“Así lo hacen todas las empresas que se benefician con las privatizaciones de los servicios; así pasó en Ciudad del Carmen”, comentó Puga. 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>